Ser como un Investigador – el concepto educativo detrás de Mundo de Investigadores

blond boy stands at whiteboard

El concepto educativo y la implementación práctica de los cursos de vacaciones de una semana para niños de escuela primaria están a cargo de la Dra. Katrin Sommer, catedrática de “Didáctica de la Química” en la Universidad de Ruhr en Bochum.

El concepto de enseñanza tiene como objetivo conseguir que los niños asuman el papel de investigadores, con el lema de “ser como un investigador”. La base teórica la proporciona la construcción de alfabetización científica. Comprende conocimiento científico conceptual y conocimiento sobre los métodos y objetivos de la ciencia (conocimiento sobre la ciencia).

El concepto se implementa a través de actividades elementales que están conectadas de cerca con el proceso de investigación. Los niños tienen sus propias ideas acerca de esto: Ellos consideran que las personas que se dedican a la investigación no sólo son inteligentes sino también creativas – características fundamentales que son confirmadas por el concepto de Mundo de Investigadores.

No obstante, una sola idea creativa no es suficiente. Para que esa idea sea un éxito, los niños necesitan habilidades experimentales, paciencia, perseverancia y un enfoque planificado y sistemático.

Los niños a menudo piensan en los investigadores como lobos solitarios. Pero esto no suele ser cierto. Los científicos están en constante intercambio con otros, informan sobre sus hallazgos en revistas científicas o los presentan en conferencias. Por tanto, su lugar de trabajo no se limita al laboratorio. Es por eso que los intercambios entre expertos y entre los propios niños juegan un papel importante durante la semana de investigación.

Los niños pueden incorporar implícitamente estas actividades elementales en su comprensión del "conocimiento sobre la ciencia" a través de sus propias experiencias en Mundo de Investigadores. El contenido se basa en áreas de investigación de Henkel.

photograph of Katrin Sommer

“En el laboratorio de Mundo de Investigadores, a los niños a menudo se les permite desarrollar y llevar a cabo experimentos científicos por sí mismos por primera vez en sus vidas. Llegan a conocer el proceso de investigación a través de su propia experiencia y aprenden lo que implica: por ejemplo, ser creativos, informar sus propios resultados a otros e intercambiar ideas con expertos. Aprenden que la investigación es más que trabajar en un laboratorio”